La llegada del otoño anuncia el inicio de un nuevo curso escolar en Hogwarts. Pero este otoño no trae consigo sólo colores vivos y hojas caídas, trae también la presencia de una nueva alianza.
Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Ambrosía RPG [Élite]
Dom Feb 16, 2014 4:44 pm por Invitado

» Nuevo Directorio
Sáb Dic 07, 2013 11:31 pm por Invitado

» #Registro de apariencias [PB]
Miér Ago 07, 2013 4:40 pm por Andy T. Gaunt V.

» Age of Wizards [Afiliación Élite]
Jue Jul 04, 2013 4:08 pm por Invitado

» Afiliación Normal-Aceptada
Jue Jun 27, 2013 10:36 am por Invitado

» Te estoy buscando. (0/1)
Mar Jun 25, 2013 11:04 am por Lily Luna Potter

» Lucy Weasley
Mar Jun 25, 2013 10:41 am por Lily Luna Potter

» Petición de rol o roles libres!!
Mar Jun 25, 2013 10:27 am por Lily Luna Potter

» Infamous Celestials #Afiliacion Elite# Cambio de Boton
Lun Jun 24, 2013 5:37 pm por Invitado

» Orden Merodeadora {Cambio Botones-Ex TLC}
Miér Jun 19, 2013 11:57 pm por Invitado



NOMBRE
MP - PERFIL


NOMBRE
MP - PERFIL


NOMBRE
MP - PERFIL


NOMBRE
MP - PERFIL


NOMBRE
MP - PERFIL


NOMBRE
MP - PERFIL
Este Skin ha sido diseñado en su totalidad por Annabeth, la cual lo ha cedido sin pedir nada a cambio. No copies. El código del staff ha sido obra de Ramona. Gracias por su tutorial de ayuda. El contenido es obra de la administración de Felix Felicis. Idea original es de los miembros de sus Staff. Diseño gráfico realizado por Louis. Nuestro tablón de anuncio es gracias a Satine. Damos las gracias a J.K Rowling por la creación de Harry Potter y todas sus sagas. Imágenes y demás contenidos en el foro fueron creados por la administración de Felix Felicis. NO COPIES, SÉ ORIGINAL

You wanna have fun?

Ir abajo

You wanna have fun?

Mensaje por Noah H. Machiaveli el Lun Mayo 13, 2013 9:04 pm

Cigarrillos, un muy buen vicio, malo para la salud pero adictivo para cualquier amante del humo, a veces solo era usado para hacer explotar los carros con su cerillo caliente, otras solo para quemar el papel o a las personas o su uso principal, fumarlo. ¿Por qué hablo de esto? Simple, pues tenia uno entre mi ropaje el cual saque a pasear entre mis labios encendiéndolo al instante, poco después saque unos documentos mientras daba una calada al mismo y soltaba el fino néctar del humo blanco y tentativo, planeaba leer… o no. Este instrumento yacía en mi mano y en la otra los documentos en papeles amarillentos los cuales no duraron mucho en perfecto estado, pues si aquel cigarro choco contra el papel incendiándolo para que luego los lanzara al suelo y lo pisara poco después de terminar de quemarse apagando su llama de golpe. Atrevido de eso no hay duda, un aire de curiosidad le daría a cualquier persona y empezaba a pensar con aquellas palabras del canal de ciencia “Que interesante espécimen que era yo”, algo que repetían una y otra vez los asquerosos científicos al descubrir nuevas criaturas, mágicas o no.

Vi como la chica que esperaba caminaba hacia a mi con la mayor tranquilidad del mundo, mientras tanto yo solo me concentraba en mirarla, lamiendo mis labios una que otra vez para humedecerlos y evitar que se agrietaran, odiaba esa sensación de ardor en los labios al estar agrietados y chocar contra el viento o el agua, simplemente un asco. Sus palabras fueron directas como un puñal al corazón, ocultando un poco de sarcasmo con su risa sacándome una sonrisa ladeada del rostro y un pestañeo que termino en ojos cerrados durando, por lo menos, un minuto completo que para cuando fueron abiertos una sorpresa golpeo a la puerta. Como había dicho, esta joven despertaba la curiosidad en mí, era atrevida y más venenosa que la propia serpiente en cualquiera de sus clases, esa mirada relajada ocultaba algo más que un corazón seco como el mío pero… ¿Que será lo que oculta al mundo? ¿Una niñez tormentosa? ¿Un pasado asqueroso? ¿O simplemente era así por que quería? Sea lo que sea me daban ganas de averiguarlo con solo ver esa mirada, esa forma de actuar y esa forma de caminar tentadora, mientras la idea de morderle el labio al sentirlo chocar con el mío se hizo el pensamiento mas importante que podía tener ¿Qué se supone que me estaba pasando con la mera presencia de esta joven desconocida? ¿Qué te esta sucediendo Noah? Hace ya varios días la odiabas y ¿Ahora te gustaría rozas, mejor dicho, chocar tus labios con los suyos? ¿Que cambio desde ese entonces? No tengo ni la menor idea, pero ese era el pensamiento, el único pensamiento que tenía mi cabeza en ese momento.

-No quiero discutir o pelear… Solo quiero pasear un poco, algo tranquilo… ¿Aceptarías eso al menos?- Como dije antes, no tenia ganas de discutir o pelear sin importar que esa persona fuera hombre o mujer, solo quería evitar un problema que no quería terminar. Estando hay parado solo pasaba por mi cabeza la idea de agarrar la cintura de la chica y lanzarla al suelo conmigo encima de ella pero solo quería mantenerla bajo control mientras la conocía sin embargo no hice lo que mi mente rogaba que hiciera, al fin y al cabo no la conocía y seria una falta de respeto de un caballero obligar a una dama a sucumbir a los deseos de su opresor u atacante, no quería ser ninguno de los dos, con ser un conocido me bastaba por ahora –Clarissa…- Dije tranquilamente posando una mano en mi frente pues me dolía un poco la cabeza y esa asquerosa sensación de mareo tampoco ayudaban mucho que se diga, pero tenia que aguantarme un poco, y mas si estaría cerca a Clarissa, caótica mujer de buen porte y hermosa sonrisa que al final siempre termina borrando para cagarte el día, solo para eso o al menos, eso hacia cuando yo estaba cerca siendo una de las razones para odiarla, siempre con ese mal humor que te sacaba de quicio, ¿Porque no puede sonreír un poco? Con ese hermoso rostro no le quedaría mal. Al parecer tengo una tarea nueva.
avatar
Noah H. Machiaveli
Universitario Durmstrang

Universitario Durmstrang

Mensajes : 30
Fecha de inscripción : 20/02/2013

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: You wanna have fun?

Mensaje por Clarissa P. Nott el Mar Mayo 14, 2013 8:48 am

Desde que los primeros rayos de sol impactaron contra mis párpados cerrados supe que algo no estaba bien, que aquel despertar no fue como uno normal y corriente. Sentía una sensación extraña, era algo que no se podía definir con verdadera exactitud... Pero que me recorría de pies a cabeza. Por supuesto ese "algo" no me gustaba, me resultaba desagradable, tortuoso. Y es que yo no estaba acostumbrada a las sensaciones nuevas, a los cambios bruscos y a las perturbaciones. Sabía que todo era absolutamente por mi culpa, al principio quería echársela a ese desconocido pero me daba cuenta de que estaba en un completo error, porque todo estaba en mi cabeza. Le conocí más bien por casualidad y ni siquiera me importó su presencia, no solía fijarme en las personas que me rodeaban porque no me profesaban interés alguno, hasta que irremediablemente tuve que dirigirme a él. Así habían pasado los días y los encuentros aumentaron a medida que el tiempo avanzaba, tampoco es que nos hubiéramos visto demasiado... Pero lo que tenía claro es que él no me caía bien, no estaba segura del por qué exactamente, tal vez era por el cosquilleo que se instalaba en mi estómago cada vez que le hablaba o bueno, más bien insultaba. También me resultaba curioso el hecho de que siempre me comportaba como una chica educada por muy mal que alguien me cayera, eso era algo que mis padres me habían inculcado a lo largo de los años. Pero no, con Noah era absolutamente diferente, me dejaba llevar por la rabia del sentimiento. ¿Qué cómo definir aquello? Sin duda, de forma muy sencilla. Siempre dejaba ver la imagen de chica fría y distante, siempre era Clarissa, la persona que solo se importa a sí misma y a la que los demás se la traen al fresco. Pero ésta vez sí que me importaba, quería pensar que solo me importaba como una víctima, como alguien a quien hacerle la vida imposible... Pero algo en lo más profundo de mi interior me decía que estaba equivocada, no era exactamente eso lo que sucedía y que por ende, estaba sintiendo algo nuevo, algo demasiado poderoso para enfrentarme a ello de cara.

Pero, como iba diciendo, aquel día todo era distinto. Nuestros encuentros nunca fueron planeados, siempre nos cruzábamos y entrábamos en batalla en el instante en el que nuestras miradas se cruzaban. En cambio hoy habíamos quedado en encontrarnos y cuando él me lo propuso el único sonido que pude emitir fue un corto y tosco "sí". La idea era que no hubiera peleas ni insultos, pero yo no estaba nada convencida de aquello... Es más, probablemente la intención de la "cita" era ver hasta dónde podíamos llegar. Pero claro, no podía estar segura, porque por más que rebuscara en mi mente no conocía a Noah, aunque sí sabía unos cuantos detalles de él. Casi de forma inconsciente había estado recopilando información de aquel chico de Durmstrang. Me había interesado por su edad, su estatus, su procedencia, sus gestos, la forma en la que me miraba... ¿Y todo para qué? ¿Para insultarle con fundamento? Por supuesto que algo se escapaba de mi comprensión. — Estúpida. — Me dije a mí misma, con un tono de voz bastante grosero.

El tiempo transcurría demasiado rápido para mi gusto, la hora acordada se acercaba a una velocidad vertiginosa y yo no podía hacer nada por ralentizar el tiempo, ni pararlo, ni nada de nada. ¿Y cómo se suponía que debía presentarme ahí? ¿Con qué tipo de indumentaria? Tampoco tenía idea de por qué me estaba haciendo todas éstas cuestiones a mí misma. Cuarenta minutos después y con la cama llena de las prendas desechadas que me había probado en numerosos intentos fallidos por convencerme de qué llevar, conseguí dar con lo que me pareció más adecuado. Llevaba un sencillo vestido negro con una chaqueta fina, era algo bastante discreto pero a la vez resaltaba la tez clara de mi rostro. Me maquillé muy poco, en ese sentido jamás era una exagerada porque sabía que no me favorecía en absoluto. Y por fin, sin más dilación, llegó el momento.

Me aparecí a escasos metros del lugar acordado, quería una distancia de seguridad para prepararme psicológicamente y también tener la posibilidad de regresar en el caso de arrepentirme de haber ido hasta allí. No le había contado a nadie lo que iba a hacer hoy, sentía que en realidad estaba haciendo algo malo y que debería pedirle permiso a alguien... Si Septimus se enterase de ésto probablemente me lo echaría en cara y me lo prohibiría. Tomé una gran bocanada de aire para intentar reducir el cosquilleo insportable que ya me estaba empezado a invadir, cuando ni siquiera le había visto todavía. En aquel momento tenía una combinación de nervios, impotencia e ira. No estaba segura de cómo reaccionar en cuanto le viera, si podría soportar la presión del momento... Casi podía imaginar el veneno saliendo de mi boca de forma atropellada, rompiendo la pequeña tregua que habíamos forjado para ésta ocasión. Y sin saber muy bien por qué, la idea de que todo esto se fuera a pique me hizo guardar la compostura debido a un miedo desconocido. ¿En serio tenía miedo de joder un encuentro con Noah? Sí, estaba empezando a poner en duda mi cordura. Entonces le vi en la distancia y mis pies casi se movieron por sí solos, avanzando hacia donde estaba. Llegó el momento de fingir, de actuar como solo Clarissa Nott podría hacerlo. Caminaba de forma segura, sin vacilar... La expresión de mi rostro era serena y en mis labios se había dibujado casi de forma automática una pequeña sonrisa sarcástica digna de mi. Mi cabello se balanceaba con ímpetu por cada paso que daba, así que por suerte para mí el no podría detectar lo nerviosa que estaba en aquel momento. Me planté frente a él y alcé un poco el rostro para mirarle directamente. — Noah.. — Saludé y rapidamente me aclaré la garganta. Sin duda esa parte me había salido peor de lo que esperaba ya que todo el muro de seguridad que había forjado se había ido a pique en un segundo. — ¿De verdad que solo quieres pasear? — Pregunté, sonando un poco más serena que anteriormente. Quería comprobar si esto era cierto.
avatar
Clarissa P. Nott
Ravenclaw

Ravenclaw

Mensajes : 10
Fecha de inscripción : 05/05/2013

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: You wanna have fun?

Mensaje por Noah H. Machiaveli el Lun Mayo 20, 2013 7:42 pm

Clarrisa Nott, Ravenclaw. Una chica ejemplar con una lengua viperina, pero a pesar de que esos momentos en los que me tope con ella fueron desagradables había un toque de no seque que me llenaba de curiosidad hacia ella, era un ser de alto calibre corporal, si saben a que me refiero, pero no era ese factor el que me daba ganas de seguir tropezando con ella, pero si su personalidad es una distorsión de su misma y si su cuerpo tampoco era la razón… ¿Que había en ella que me gustaba ver? No tengo la mas mínima idea, una razón mas para proponer este viaje a las cercanías de Hogwarts, similar a Hogsmeade pero no lo mismo, esto seria mucho mas divertido que ir a comprar grageas de diversos sabores, definitivamente, esto seria mucho mejor. Al verla llegar no pude evitar sentir un hormigueo raro en mi estomago, ¿Que pasaba? No se pero no podía evitarlo, fue como prender una luz al entrar a una habitación, algo involuntario y que pasa por si solo, si era solo algo que pasaba… Nada más, o eso creía.

Recalque una sonrisa en la que no mostraba mis dientes, y con verla caminar hacia mí con ese porte delicado me hizo reír un poco, ligero, nada que pudiese escuchar la chica. Pero ya que sus ojos estaban sobre mi tuve que ocultar mi risilla de ella dándome la vuelta y llevar mi mano derecha a la boca como su quisiera limpiarla de algún sucio pero en realidad, estaba ocultando aquella gracia que me hacia verla caminar nerviosa, y mas aun, el que ella creyese que estaba disimulando muy bien que no lo estaba. Termine por volver a mirarla y al escuchar que recitaba mi nombre con su dulce voz lo descubrí… Era su delicada, su dulce y hermosa voz lo que me daba curiosidad, interés, ganas de hacerla reír con mis estupideces, que por cierto era muchas. Volví a mostrar una sonrisa que termino mal, esta vez pudo escucharme reír pero fue mas como un soplido provocado por el aguante de aire que me daba al intentar disimular la risa, ¿A que se debía esta vez? Pues a la forma en que dijo mi nombre y como aquel muro de seguridad que, según ella, había creado se desmoronaba en sus pies en menos de un segundo.

Me calme un poco pues la risa que me provocaba la joven era mundial, sin embargo, tenia que evitar que ella empezara a expulsar veneno por toda su boca en cuestión de segundos, y en menos de un minuto haberme cagado el paseo. Atrás de mi había un convertible de aquellos antiguos pero muy bien cuidados, tonalidades rojas vestían su carrosa y un interior en tonos beige lo adornaba muy bien, sin embargo, este tenia un techo de algún material muggle, no se de que pero era extraño y pues, esto lograba que el auto tomara un tono serio, elegante, bastante lindo a simple vista –Solo pasearemos… Podríamos ir a comer- Abrí la puertezuela del móvil para dejarle entrar y sacando la mano izquierda del bolsillo en mi chaqueta con sus respectivas llaves en ella –No lo se… Mejor ideémoslo sobre la marcha- Remarque y lleve mi mano disponible, o sea la izquierda, al interior del vehículo como señal para que se subiera a el –No te preocupes… No te morderé- Sonreí y al verla entrar cerré delicada mente la puerta del auto para dirigirme al lado contrario entrar y tiran el bolso que llevaba a mis espaldas al asiento trasero el cual estaba completamente vacío.

Encendí el auto y coloque la sobre marcha -¿Lista?- Pregunte mientras apretaba el acelerador del vehículo delicadamente para darle la vuelta a una extraña U que había en el lugar, si es raro que en Hogwarts hubiese este tipo de transporte, pero nada es mejor que un buen auto, buena compañía y sobre todo, dinero en tu bolsillo.
avatar
Noah H. Machiaveli
Universitario Durmstrang

Universitario Durmstrang

Mensajes : 30
Fecha de inscripción : 20/02/2013

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: You wanna have fun?

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.